lunes, 4 de agosto de 2014

TU LO SABES…. TE LO RECORDAMOS

Quema grasa “comiendo rico”
Antes de iniciar una dieta es mejor que te informes sobre los alimentos que te pueden ayudar a quemar grasa  y mejor si los combinamos con unos 35 minutos con alguna actividad física.
Frutas: Estos alimentos generan energía con menos calorías, se recomienda que su consumo sea fundamental para el desayuno. Puedes consumir manaza,  naranja, toronja, kiwi, uvas,  en ensaladas, batidos o licuados.
Carnes rojas y blancas: Se recomienda consumir  pavo y pollo que son consideradas carnes blancas. Puedes preparar platillos asados, marinados, sancochados. Evita los fritos, y empanizados porque son altos en grasas.
Pescados: Este alimento  contiene altas cantidades de vitamina A y D y te proporciona las energías suficientes. Se puede consumir pescados  ricos en Omega 3 para proteger tu salud.
Granos enteros y legumbres: Son los alimentos que más energía aportan y por lo tanto los que consumen más calorías. Los granos enteros son las semillas que contienen las tres partes de la semilla original: salvado, germen y endospermo; como el trigo, avena, cebada, centeno y amaranto. Te recomendamos consumir lentejas, frijoles y arroz integral.
Verduras: Las verduras son ricas en fibra con lo cual facilitan una correcta digestión.
Huevo: Es rico en vitamina B12 y proteínas. Permite nutrir los músculos y quemar las grasas del cuerpo. Un huevo entero, o únicamente la clara y combina con toda la verdura que quieras. Te dará sensación de saciedad sin preocuparte por el colesterol.

El único truco que debes conocer para bajar de peso
Nuestro sistema digestivo no puede actuar tan rápido a la hora de digerir las proteínas y las grasas.  Se ha hablado mucho sobre las grasas, pero no se ha dicho nada de su poder saciante y esa es una de las razones por lo que no es tan mala  Al modificar nuestras dietas sustituyendo la grasa por los carbohidratos no sólo elevamos los niveles de azúcar en sangre, además paliamos nuestra hambre durante menos tiempo, lo que hace que acabemos comiendo más en general.
No hace falta que estemos contando siempre calorías lo mejor es saber cómo controlar nuestro apetito.  
El hambre se reduce modificando tu dieta para incrementar el tiempo en que estamos digiriendo la comida.
Por suerte, nuestro sistema digestivo no puede actuar tan rápido a la hora de digerir las proteínas y las grasas. Es por ello que la sensación de hambre desaparece durante más tiempo después de una comida rica en proteína y grasas. Algo que no ocurre cuando tomamos carbohidratos, estos se digieren muy rápido por lo que tenemos hambre mucho antes.

Alimentos recomendables para dormir bien
Para conseguir un sueño saludable es de vital importancia alimentarse correctamente. Por ejemplo; las infusiones relajantes, los plátanos, el pavo, el pescado o el queso fresco son alimentos que nos recomiendan los especialistas. Los productos integrales proporcionan hidratos de carbono complejos que nos ayudan, es el caso de alimentos como: "Panes,  Cereales, Pasta, Galletas y  Arroz integral". 
Hay que evitar los hidratos de carbono simples (harinas refinadas y dulces como galletas, pasteles y pastas y otros alimentos azucarados). Son alimentos que no promueven el sueño.
Las grasas vegetales mejoran los niveles de serotonina. Una serie de ejemplos serían: "La mantequilla de maní, Frutos secos (como las nueces, almendras, y pistachos).
Proteínas magras, que tienen  triptófano, que tiende a aumentar los niveles de serotonina. Se recomienda evitar los quesos altos en grasas, las alitas de pollo o el pescado muy frito (tardan más en digerirse y pueden mantenernos despiertos).
Una bebida para tomar antes de ir a dormir es un vaso templado de leche o una infusión de hierbas como la manzanilla. Se recomienda a las personas que tengan problemas para dormir, que consuman la última taza a las dos de la tarde
Hierbas aromáticas: Tienen un efecto calmante. Contienen componentes químicos que reducen la tensión y promueven el sueño
Sin embargo, hay que evitar verduras como los pimientos rojos y la pimienta por la noche, ya que tienen un efecto estimulante.